Etiquetas

Bienvenido a nuestro domicilio

Somos un equipo de ilustradores, que vamos en busca de personas que nos brinden su apoyo para desarrollarnos como dibujante ¿ Cómo? Abriéndonos su casa y posando para nosotros.

Dibujo a Domicilio es una iniciativa que busca reactivar el dibujo del modelo al natural, acercar la experiencia del dibujante a las casas para así reactivar el uso de la antigua figura del pintor de cámara, con una mirada más fresca y fomentar de esta manera la experiencia artística ya nos solo por parte dele los artistas sino también por parte del modelo quién quiera que sea nuestro anfitrión!
English
THE WALK IN ARTIST (Dibujo a Domicilio) We are a group of artist in search of people that can give us their support in our development as a illustrators.
This iniciative expects to reactivate natural figure drawing as used in the late middle ages when painters went to palaces to draw members of the royal families but with a fresh and modern point of view. How can this be done? inviting us to their homes and posing for us. As a host you will gaing a rich experience joining for about 2 hours the world of the artists!!

martes, 14 de enero de 2014

Julio Cesar y su familia, Un texto por devenir.


Hace tiempo que conocemos a Julio, amigo del grupo, antiguo profesor de Julia de habitar la línea y acompañante ocasional en nuestras visitas. Precisamente tiene casi a punto un texto sobre la actividad de Dibujo a Domicilio, que estamos deseando leer. Pero, para conocernos bien, tenía que ser antes o después nuestra inspiración, que al fin y al cabo es la esencia misma de esta experiencia, y aprovechamos su inminente para colarnos en su casa, conocer a su familia y desearle un buen viaje. 


Alexia reposa su elegancia


Alexis posa con esa clase de elegancia que no puede fingirse, pero cuando hay una niña en una casa, sabemos que eclipsa los relojes y los cuadernos de dibujo. 

Julia es curiosa y desenvuelta; vamos pasando páginas mientras la perseguimos por el salón lápiz en mano. Sus padres se turnan para atenderla a ella o a nosotros, pero inesperadamente la visita se convierte en una gran celebración porque las buenas noticias van surgiendo con una sincronía irrepetible. 

Mientras miramos a Julia jugar distraídamente, nos alegramos de comprender la vida como dibujantes: siempre persiguiendo con un lápiz los cambios, mientras unos van y otros vienen, viendo como nuestro círculo de amigos sigue creciendo (¡ son más de tres años!). Tiempo en el  que nos hemos acompañado en el devenir. Cambiamos al ritmo que el mundo que nos rodea, p
orque al dibujar no congelamos el tiempo, lo acompañamos. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada